¿Por qué la reforma de la comunicación científica parece tan difícil y lenta?

Por Jan Velterop

¡Porque lo es!

Con los años, la mayoría de la investigación científica se ha vuelto más rápida. Sin embargo, en áreas como la investigación médica y farmacéutica, siempre existe el deseo de acelerar el proceso aún más y obtener resultados que ayuden a controlar y curar enfermedades, y a prevenir la discapacidad y la muerte. La mayoría de los investigadores, particularmente los investigadores médicos, trabajan tan rápido como pueden, pero tienen que trabajar con cuidado y asegurarse de no saltar a una conclusión. Las conclusiones prematuras podrían dar falsas promesas, pero también causar problemas importantes si los medicamentos y procedimientos que parecían prometedores tienen efectos secundarios peligrosos o no funcionan como se esperaba a largo plazo. El riesgo de que una cura sea peor que la enfermedad es real. En el caso de la actual pandemia de COVID-19 a la que nos enfrentamos, la presión es enorme para encontrar medicamentos para tratar la enfermedad y una vacuna para prevenir su propagación.

La investigación en sí necesita el tiempo necesario para hacerla de manera responsable y exhaustiva, pero una vez que se obtienen resultados sólidos, la comunicación de los mismos con otros científicos puede y debe ser más rápida. La velocidad es esencial para aprovechar al máximo los esfuerzos colectivos de la comunidad científica. Cualquier retraso en la comunicación de los resultados de la investigación es un retraso en la búsqueda de soluciones. Los retrasos innecesarios son devastadores en casos de vida o muerte.

Los beneficios del acceso abierto, particularmente a la investigación donde la urgencia y la velocidad son tan importantes, son obvias. Sin embargo, lamentablemente, la proporción de nuevas investigaciones científicas que se publican con acceso abierto es, decepcionantemente, de ninguna manera cercana al 100 por ciento. A la luz de la urgencia presentada por la pandemia de COVID-19, existen algunas iniciativas interesantes para aumentar la apertura de la investigación, los datos y las publicaciones.

Pero hay un problema subyacente que impide la comunicación científica rápida, eficiente y abierta que se necesita para lograr el progreso que se necesita. En inglés usan la expresión “tener tu pastel y comértelo”. No puedes. Una vez que has comido el pastel, ya no lo tienes. En otras palabras, “no puedes tenerlo todo”. La terca creencia de que tú puedes es conocida como “pastel-ismo”. Hay un sabor distintivo de pastel-ismo en el sistema. Varias partes en el área de la comunicación científica tienen deseos que son difíciles de conciliar, o simplemente incompatibles entre sí. ¿Cuáles son esos deseos? Por parte de los investigadores, generalmente tenemos: el deseo de publicar rápidamente; que sus documentos sean revisados por pares; ser publicado en una prestigiosa revista; ser citado ampliamente y con frecuencia; tener acceso ilimitado a documentos de otros investigadores; enfrentar poco o ningún costo por publicar con acceso abierto; obtener reconocimiento por su trabajo publicado cuando se evalúa su promoción, permanencia, invitaciones a conferencias y similares. Los investigadores individuales pueden tener incluso más deseos.

Muchos de estos deseos también son compartidos por los financiadores de la investigación científica. Quieren que sus beneficiarios se desempeñen bien y que el trabajo que realizan tenga un impacto en la ciencia y la sociedad, y así mejoren la reputación del organismo de financiación y la satisfacción que les brinda.

Los editores tienen diferentes deseos. Quieren generar ingresos a partir del papel que desempeñan en el sistema. Eso es cierto para los editores “con fines de lucro”, pero en la mayoría de los casos también para los editores de la sociedad “sin fines de lucro”, que gastan los excedentes (a menudo generosos) de sus actividades editoriales en otras actividades que sus sociedades consideran apropiadas para su misión. Algunas editoriales obtienen ganancias muy generosas y desean mantenerlas. Otros obtienen ganancias relativamente modestas y necesitan mantenerlas para sobrevivir. La impresión general es una rentabilidad asombrosamente alta en la industria editorial científica, pero para ser justos, esa impresión se basa principalmente en un número relativamente pequeño de grandes editoriales. Sin embargo, esos editores publican la mayoría de los artículos científicos. Una cita del artículo en The Guardian al que me referí hace un momento: “En 1988, Maxwell predijo que en el futuro solo quedaría un puñado de compañías editoriales inmensamente poderosas, y que ejercerían su oficio en una era electrónica con sin costes de impresión, lo que lleva a casi “puro beneficio”. Eso se parece mucho al mundo en que vivimos ahora ”.

Las iniciativas ambiciosas para hacer que el acceso abierto a los resultados de la investigación científica sea la norma, aún intentan conciliar los deseos conflictivos de los diferentes actores en el campo de la comunicación científica. Intentan salvar la cabra y el repollo, para usar otro dicho que ilustra la dificultad de tal esfuerzo. Tomemos, por ejemplo, “Plan S”. A pesar de los objetivos admirables del Plan y su insistencia en la transparencia de los costos y tarifas de los editores, acepta fundamentalmente que los editores existentes, incluidos los grandes con fines de lucro, son engranajes esenciales en la máquina. La competencia en el precio no parece jugar un papel importante y el enfoque en la selectividad y el prestigio de las revistas (a menudo combinadas con la calidad), en lugar de la calidad de los artículos individuales o de los procesos de revisión por pares, permanece intacto. Los servicios necesarios de los editores (p. Ej., triaging, revisión por pares, trabajo editorial, edición de copias) se definirán “en colaboración con los representantes de los editores” y se les pedirá a los editores que fijen el precio. El resultado es probablemente una afirmación de la idea de que la carga financiera actual de publicar en la comunidad científica es razonable. Y, como ha señalado Björn Brembs, “si los APC se convierten en predictores de selectividad porque la selectividad es costosa, nadie querrá publicar en una revista sin o con APC bajos [Cargos por procesamiento de artículos], ya que esto conllevará el estigma de no poder publicarse en las revistas caras/selectivas ”.

El repollo (costo mínimo de comunicación científica) se sacrifica.

La seguridad del papel y la cómoda posición financiera de las grandes editoriales también se puede ver en el “Proyecto DEAL” alemán, un modelo de “publicación y lectura” en el que las instituciones pagan a un editor determinado una tarifa anual única para cubrir el acceso a sus revistas y tarifas APC por Artículos de acceso abierto publicados por investigadores de la institución en cuestión.

En el contexto del programa Horizon 2020 de la Unión Europea, la UE ha publicado una licitación para una “Plataforma de Publicación de Investigación Abierta de la Comisión Europea”. El 20 de marzo de 2020 se entregó el contrato a F1000 Research Ltd, que ha sido asumido por la gran editorial Taylor & Francis (parte de Informa plc) a principios de este año. Esto se ve como una oportunidad perdida, como tuiteó Peter Suber, el defensor del acceso abierto de la primera hora, y también lo es para muchos otros. Jean-Sebastien Caux, fundador de scipost.org, señaló la falla en los criterios de licitación en Twitter: “Criterio F1 para la primera convocatoria (2018): debe tener una facturación superior a 1 millón de euros para postularse. Criterio F1 para la segunda convocatoria: reducido a 500k euros. No tenemos esa clase de retorno en scipost.com; ese es el *punto central* de nuestro modelo de negocio “.

El problema es que los poderes que podrían reformar drásticamente la comunicación científica son demasiado tímidos. No se atreven a alterar el carrito de manzanas del sistema editorial tradicional. Se apegan a una mentalidad de pastelismo. Mientras que las reformas drásticas no son poco realistas. Los preprints, por ejemplo, podrían desempeñar un papel crucial en la separación de la comunicación de los resultados de la investigación (velocidad, eficiencia, apertura) y evaluación (revisión por pares). Sin duda, no será fácil reformar el sistema, pero se deben tomar decisiones difíciles. Modificar ligeramente el status quo, como parece suceder ahora, no es suficiente.

¿Las emergencias globales como COVID-19 y el cambio climático servirán como una llamada de atención?

References

Accelerating the transition to full and immediate Open Access to scientific publications: The Plan S Principles [online]. nwo.nl [viewed 27 March 2020]. Available from: https://www.nwo.nl/binaries/content/documents/nwo-en/common/documentation/application/nwo/policy/open-science/2019-05_plans_principles_and_implementation/PlanS_Principles_and_Implementation_310519.pdf

Accelerating the transition to full and immediate Open Access to scientific publications: Rationale for the Revisions Made to the Plan S Principles and Implementation Guidance [online]. nwo.nl [viewed 27 March 2020]. Available from: https://www.nwo.nl/binaries/content/documents/nwo-en/common/documentation/application/nwo/policy/open-science/2019-05_plan_s_rationale/PlanS_Rationale_310519.pdf

BREMBS, B. What Happens To Publishers That Don’t Maximize Their Profit? [online]. Björn Brembs Blog, 2015 [viewed 27 March 2020]. Available from: http://bjoern.brembs.net/2015/06/what-happens-to-publishers-that-dont-maximize-their-profit/

BURANYI, S. Is the staggeringly profitable business of scientific publishing bad for science? [online]. The Guardian. 2017 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://www.theguardian.com/science/2017/jun/27/profitable-business-scientific-publishing-bad-for-science

CAUX, J.S. [social network]. In: @jscaux [online]. Twitter, March 20, 2020 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://twitter.com/jscaux/status/1241112122718851073

European Union eTendering, Call for tenders from the European Institutions [online]. eTendering. 2019 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://etendering.ted.europa.eu/cft/cft-display.html?cftId=5034

IMADISCH, I. The Pace of Scientific Research Is Picking Up [online]. Harvard Business Review. 2015 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://hbr.org/2015/08/the-pace-of-scientific-research-is-picking-up

Open Access to COVID-19 and related research [online]. open access.nl. 2020 [viewed 27 March 2020]. Available from:https://www.openaccess.nl/en/open-access-to-covid-19-and-related-research

Project DEAL [online]. Wikipedia [viewed 27 March 2020]. Available from: https://en.wikipedia.org/wiki/Project_DEAL

Services – 134703-2020 [online]. TED Tenders Electronic Daily. 2020 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://ted.europa.eu/udl?uri=TED:NOTICE:134703-2020:TEXT:EN:HTML

SUBER, P. [social network]. In: @petersuber [online]. Twitter, March 20, 2020 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://twitter.com/petersuber/status/1241106911950495746

TRACZ, V. F1000 Research joins Taylor & Francis Group [online]. F1000 blog, 2020 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://blog.f1000.com/2020/01/10/f1000research-joins-taylor-francis-group/

VELTEROP, J. Comunicación y revisión por pares deben ser separados universalmente [online]. SciELO en Perspectiva, 2018 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://blog.scielo.org/es/2018/05/25/comunicacion-y-revision-por-pares-deben-ser-separados-universalmente

What is Horizon 2020? [online]. Horizon 2020 [viewed 27 March 2020]. Available from: https://ec.europa.eu/programmes/horizon2020/what-horizon-2020

Wolf, goat and cabbage problem [online]. Wikipedia [viewed 27 March 2020]. Available from: https://en.wikipedia.org/wiki/Wolf,_goat_and_cabbage_problem

Sobre Jan Velterop

Jan Velterop (1949), geofísico marino llegó a ser editor científico a mediados de 1970. Comenzó su carrera de editor en Elsevier en Ámsterdam. En 1990 se convirtió en director de un diario holandés, pero retornó a la publicación internacional de ciencia en 1993 en Academic Press en Londres, donde desarrolló el primer acuerdo nacional que le dio acceso electrónico a todas las revistas AP a todos las instituciones de educación superior en el Reino Unido (más adelante conocido como el BigDeal). A continuación se unió a Nature como director pero rápidamente se cambió para ayudar a levantar a BioMed Central. Participó en la Budapest Open Access Iniative (BOAI). En 2005 se unió a Springer, con sede en el Reino Unido como Director de Acceso Abierto. En 2008 lo dejó para ir a ayudar en el desarrollo de enfoques semánticos para acelerar el descubrimiento científico. Es un defensor activo del Acceso Abierto conforme al BOAI, en el uso de la microatribución, el sello distintivo de la llamada “nanopublicación”. Publicó varios artículos en ambos temas.

Traducido del original en inglés por Ernesto Spinak.

 

Como citar este post [ISO 690/2010]:

VELTEROP, J. ¿Por qué la reforma de la comunicación científica parece tan difícil y lenta? [online]. SciELO en Perspectiva, 2020 [viewed ]. Available from: https://blog.scielo.org/es/2020/03/27/por-que-la-reforma-de-la-comunicacion-cientifica-parece-tan-dificil-y-lenta/

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Post Navigation