Ética editorial – otros tipos de plagio… y contando

Por Ernesto Spinak

Introducción

En los pasados tres años hemos comentado en SciELO en Perspectiva varias tipos diferentes de plagio y procesos editoriales fraudulentos. Por mencionar los más frecuentes tenemos el plagio propiamente dicho, el ghostwriting, el autoplagio, la producción automática de artículos, etc. (Para conseguir la lista de notas publicadas en este blog sobre el tema “plagio”, busque en la celda de “Búsqueda” de la página de inicio usando la expresión: editorial plagio, y obtendrá al menos una docena de posts).

Pero esta bibliografía no agota el repertorio, porque recientemente han aparecido otros dos tipos – menos frecuentes – para agregar a nuestra lista, a saber el “plagio accidental” y el “plagio por los revisores (peer reviewer)”. Ambos casos fueron publicados recientemente en el blog sobre plagio de la herramientaiThenticate.com que pasamos a comentar.

El plagio accidental o por negligencia

Ocurre que hay personas en el ámbito académico que cometen plagio y, al llamarles la atención, ellos aducen no haber sido por malicia sino por descuido. Pero su descuido está en la línea borrosa entre el accidente y la negligencia. Por ejemplo, un autor parafrasea una fuente, o menciona un hecho que no es del conocimiento común del público y omite la cita o las comillas para marcar el texto referido. Puede ser posible que el autor no tuviera la intención de hacer plagio, pero muestra poca consideración con las normas de citación y los trabajos de otras personas.

Los autores que tienen la intención de evitar el plagio deberían copiar partes de trabajos de otros con más cuidado, porque si termina finalmente incluyendo citas de otras personas “por accidente” o desprolijidad, no es un asunto de mala suerte, es definitivamente negligencia.

Desde el punto de vista de los hechos, no hay gran diferencia entre el plagio accidental para ahorrarse un poco de trabajo y el plagio intencional. Es un asunto de integridad académica. El plagio es robar ideas y trabajo de otros. El hecho de decir – como el personaje de la televisión Bart Simpson “yo no fui” no hace menos serio el problema, es una excusa tan antigua como el mundo.

Citar en forma no apropiada no es un hecho accidental, por lo cual la negligencia debería ser considerada de la misma forma que la malicia en lo que concierne al plagio.

Cuando los árbitros cometen plagio

Recientemente, en diciembre de 2016, fue publicado en el sitio Retraction Watch una nota1 de un investigador del Tufts Medical Center de Boston donde relata que había enviado un artículo a la revista Annals of Internal Medicine, que fue rechazado para publicación. Para su sorpresa, tiempo después, encontró que ese mismo artículo había sido publicado en esa revista pero con otros autores, y uno de los árbitros que había rechazado su artículo figuraba como autor. Además, el texto presentó datos fabricados, porque los mismos números fueron asignados a pacientes en otro país, donde se replicaron las tablas, gráficos, etc.

Como corresponde el artículo fue retractado2 por la revista y motivó un artículo editorial3 sobre el tema.

Se supone que los árbitros deberían ser los guardianes de la excelencia e impedir la mala conducta científica. Estas conductas, por suerte poco frecuentes, erosionan la confianza del público y socavan el proceso por el que se lleva a cabo la investigación y la verificación de las comunicaciones.

Mi opinión

Desde el punto de vista real no hay mucha diferencia entre la negligencia y la intencionalidad. Se supone que los que escriben en las revistas académicas son profesionales, personas con años de entrenamiento que deberían hacerse responsables de lo que escriben y presentan. La negligencia solo hace más severo el juicio de la falta de integridad. Y si quien que comete una falta de plagio es además un revisor, lo que hace es multiplicar la condena moral.

Por estas razones, como lo hemos dicho repetidamente a lo largo de los años, es imperioso que las revistas académicas incorporen al proceso editorial sistemas automatizados de control de plagio y duplicados.

Por otra parte, deberíamos dar la oportunidad a las iniciativas de Revisión Abierta (Open Review) porque sería un avance importante para fortalecer la confianza del público en la empresa científica y sus canales de comunicación.
1. MCCOOK, A. Dear peer reviewer, you stole my paper: An author’s worst nightmare [online]. Retraction Watch, 2016 [viewed 22 March 2017]. Available from: http://retractionwatch.com/2016/12/12/dear-peer-reviewer-stole-paper-authors-worst-nightmare/

2. FINELLI, C., et al. Retraction: The improvement of large High-Density Lipoprotein (HDL) particle levels, and presumably HDL metabolism, depend on effects of low-carbohydrate diet and weight loss. EXCLI Journal. [online]. 2016, vol. 15, pp. 570 [viewed 22 March 2017]. DOI: 10.17179/excli2016-570. Available from: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC5138495/

3. LAINE, C. Scientific Misconduct Hurts. Ann Intern Med. [online]. 2017, vol. 166, pp. 148-149 [viewed 22 March 2017]. DOI: 10.7326/M16-2550. Available from: http://annals.org/aim/article/2592772/scientific-misconduct-hurts

Referencias

BAILEY, J. Debunking the Accidental Plagiarism Excuse [online]. Plagiarism Today, 2016 [viewed 22 March 2017]. Available from: http://www.plagiarismtoday.com/2016/08/03/debunking-the-accidental-plagiarism-excuse/

BAILEY, J. The Boundaries of Accidental Plagiarism [online]. iThenticate, 2017 [viewed 22 March 2017]. Available from: http://www.ithenticate.com/plagiarism-detection-blog/boundaries-of-accidental-plagiarism?utm_campaign=blog-alerts&utm_source=hs_email&utm_medium=email&utm_content=43099351&_hsenc=p2ANqtz-_LBATPK4fnfA_MWyOQhLEJy0dp1IEGhpZ-2WGMMjcFWmHnwFJmxNxtEQxTatK3c22jeSqPXUr6ivLBFTVSpAVxk0wsFA&_hsmi=43099351#.WNGfFmcm42x

FINELLI, C., et al. Retraction: The improvement of large High-Density Lipoprotein (HDL) particle levels, and presumably HDL metabolism, depend on effects of low-carbohydrate diet and weight loss. EXCLI Journal. [online]. 2016, vol. 15, pp. 570 [viewed 22 March 2017]. DOI: 10.17179/excli2016-570. Available from: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC5138495/

LAINE, C. Scientific Misconduct Hurts. Ann Intern Med. [online]. 2017, vol. 166, pp. 148-149 [viewed 22 March 2017]. DOI: 10.7326/M16-2550. Available from: http://annals.org/aim/article/2592772/scientific-misconduct-hurts

MCCOOK, A. Dear peer reviewer, you stole my paper: An author’s worst nightmare [online]. Retraction Watch, 2016 [viewed 22 March 2017]. Available from: http://retractionwatch.com/2016/12/12/dear-peer-reviewer-stole-paper-authors-worst-nightmare/

Link externo

Blog iThenticate: Plagiarism – <http://www.ithenticate.com/plagiarism-detection-blog>

 

Ernesto SpinakSobre Ernesto Spinak

Colaborador do SciELO, Ingeniero en Sistemas y Lic. en Biblioteconomía, con Diploma de Estudios Avanzados pela Universitat Oberta de Catalunya y Maestría en “Sociedad de la Información” por la Universidad Oberta de Catalunya, Barcelona – España. Actualmente tiene una empresa de consultoría que atiende a 14 instituciones de gobierno y universidades en Uruguay con proyectos de información.

 

Como citar este post [ISO 690/2010]:

SPINAK, E. Ética editorial – otros tipos de plagio… y contando [online]. SciELO en Perspectiva, 2017 [viewed ]. Available from: http://blog.scielo.org/es/2017/07/20/etica-editorial-otros-tipos-de-plagio-y-contando/

 

3 Thoughts on “Ética editorial – otros tipos de plagio… y contando

  1. Muy acertado el análisis. El acto de escribir con el propósito de publicar u obtener un título académico, implica uno niveles de rigor y responsabilidad, que descartan de inmediato, cualquier mención de plagio no intencional, a menos que el plagiario “escriba” en condiciones de sonambulismo. El plagio, más aun el textual, siempre es intencional. Además, los plagiarios detectados, cuando son expuestos en públicos, se convierten en cínicos, cuando en lugar de reconocer su responsabilidad, la omiten al referirse a “error” y atacar a sus denunciantes. Entonces, sería necesario reconocer que han recibido méritos y beneficios económicos, por error, que no les pertenecen, y en rigor se les deben retirar.

  2. Pingback: Ética editorial – otros tipos de plagio… y contando | SciELO en Perspectiva – Investigación en ingeniería geográfica, ambiental, ecológica y en ecoturismo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Post Navigation